jueves, mayo 25, 2006

¡Señor, apiádate de mí!, de Leo Perutz


Extraordinaria colección de relatos del siempre genial Leo Perutz. Están todos sus temas, todos sus referentes: la locura, la tristeza, la venganza, el pasado como lugar de horror y desdicha y siempre, siempre, lo extraño dominando y dando entidad a su mirada. Todos los relatos son excelentes, pero hay tres que me conmueven de manera profunda cada vez que los leo.

"El nacimiento del Anticristo" parte de una idea constante en la obra de Perutz: el pasado que retorna para hacernos el presente imposible. La fantasía y la historia se dan la mano de manera fabulosa. Lo triste, el destino fatal de sus protagonistas, se antepone a lo terrible, el advenimiento del mal tomando forma entre los hombres. Ese endiablado Josef... Narrado con una perfección que da vértigo.

"El día sin noche" (1927) nos muestra, en su brevedad, pero de manera implacable, la fugacidad de la vida, lo efímero de nuestros sueños, la quimera que resulta del esfuerzo y la entrega tardías.

"La fonda del Cartucho" (1920) es mi favorito, una absoluta obra maestra y uno de los mejores cuentos que he leído jamás. Nos narra una historia realista, pero el narrador, enfermo de tifus, añade una dosis de delirio en su mirada que hace este relato aún más extraño. Una prueba irreprochable de que la diferencia entre fantasía y realidad sólo es una cuestión de mirada, no de hechos. Y de que la fantasía quizá sea más real que éstos, porque los actos ocultan la verdad. La aventura del desesperado sargento Chwastek nos arrastra en su devenir, compartimos la fascinación que el joven August Friesek, el confundido narrador, siente por él. Y de nuevo el pasado como origen del dolor presente: si miras el pasado estás perdido, créeme. Un cuento muy hermoso, triste, cargado de sutileza. Una emoción intensa parece recorrerlo de una manera oculta, escondida, subterránea, pero plena de fuerza.

Y lo mejor de todo es que los seis relatos restantes son casi igual de buenos.

PERUTZ, Leo. Señor, apiádate de mí. Traducción de Anton Dieterich Arenas; ensayo sobre el autor y nota editorial por Hans-Harald Müller. Madrid: Debate, 1990. 220 p. Literatura; 39. ISBN 84-7444-384-9.

2 comentarios:

El Abuelito dijo...

Coincido con usted: esta antología y "De noche, bajo el puente de piedra" me parecen lo mejor del estimable señor Perutz... Hay otro título, creo que no reeditado desde que lo hiciera Plaza & Janés, que se llama "Turlupin" y que aborda el tema del doble con la ambigüedad característica del autor; recuerdo que me gustó mucho...

Llosef dijo...

Estimado Abuelito:

He leído cuatro o cinco libros del maravilloso Perutz pero, ¡ay!, entre ellos no se cuenta ninguno de los dos que usted nombra. Si ya ardía en deseos de conseguirlos y leerlos, ahora ese deseo se ha acrecentado más aún.

En mi caso, siento una preferencia especial por la delirante y genial "Mientras dan las nueve".

¡¡Saludos!!